Se siguen callando voces, de pluralidad ni hablar.

La TV Pública dio por finalizado el programa Visión 7 Internacional, “fin de ciclo” dijeron.

A partir del sábado 23 de abril, los argentinos sufrirán una afrenta más de un Gobierno que en campaña hizo muchas promesas pero hasta ahora sobran motivos para decir que “está haciendo todo lo contrario a lo que prometió”.

El sábado 22 de abril a las 12:30 horas, cuando los televidentes pongan la TV Pública para enterarse de lo que está pasando en el mundo, ya no encontrarán las caras amigas de Pedro Brieger, Telma Luzzani y Raúl De La Torre, porque el programa Visión 7 Internacional fue levantado; habrá otro en su lugar que tal vez sea tan bueno o mejor, pero el gusto amargo de la mentira y las promesas incumplidas estará latente.

Porque Mauricio Macri en su campaña habló de que se respetaría pluralidad de voces, pero las voces de Visión 7 Internacional no le gustan, no comparte lo que piensan estos periodistas especialmente cuando hablan de la región. A Pedro Bieger no solo le sacan el programa de los sábados, también lo sacaron del noticiero central de las 20 hs, le quitaron la videocolumna semanal que hacía en Télam, y en radio Nacional donde participó de varios programas durante 10 años, solo le dejaron una irrelevante tarea de un minuto por día, eso además de censurar también se llama humillar.

Cabe preguntarle al ministro de Medios y Contenidos Públicos, Hernán Lombardi, hasta donde piensan llegar con la censura, ¿adónde quedó su discurso de que primaría el respeto a la pluralidad? Cada día queda más en evidencia el porqué de la urgencia por derogar la Ley de Medios, desarticular la AFSCA. Porque necesitan que cada vez hayan menos voces que los contradigan, necesitan que la gente solo escuche sus “cantos de sirena” y compre sus “espejitos de colores”.

Comments

comments