La apertura de las importaciones hace que cierre la fábrica de zapatillas PUMA en el País.

La CAME ha señalado que están amenazadas el 79 % de las Pymes porque los costos de afuera son menores.

La planta textil Industria Henzo que abastece a Puma, se vio forzada a cerrar sus puertas por la apertura de las importaciones. Para la empresa es más redituable traer los productos de China y Brasil que producirlos en Argentina.
La planta está asentada en Concarán un pequeño pueblo de 5.000 habitantes en la provincia de San Luis desde hace 30 años. Han confirmado que en el mes de agosto cerrará sus puertas ya que es imposible competir con los productos importados que ingresan al País desde diciembre de 2015.
Cuenta con 194 trabajadores a los que ya se les ha informado de la situación que afecta directamente al sector productivo del pueblo, las importaciones hacen imposible que se puedan seguir sosteniendo y serán casi 200 familias las que quedarán sin trabajo a partir de agosto.
Según un relevamiento que realizó la Confederación Argentina de la Mediana Empresa, Industria Henzo es una de las muchas empresas que están amenazadas desde la apertura de las importaciones, este relevamiento que se hizo en más de 300 industrias medianas y pequeñas dio a conocer que el 79 % de las consultadas consideran que se encuentran amenazadas por esta apertura de las importaciones.

Comments

comments